57 SNB: Víctor vs Víctor: ¿Nueva rivalidad del béisbol cubano?

En 2011, Lázaro Vargas fue nombrado como manager de Industriales y, al mismo tiempo, Víctor Mesa asumía el difícil reto de encaminar a los Cocodrilos de Matanzas, una novena perdedora en la pelota cubana. Ese fue el inicio de una gran competencia, que convirtió los juegos entre Industriales y Matanzas en el clásico más perseguido desde entonces. Pero hoy día, estos desafíos han adquirido un nuevo matiz… no es un error: Víctor vs Víctor, Mesa vs Figueroa es, sin dudas, la rivalidad naciente en esta 57 Serie Nacional de Béisbol. 

Dos entrenadores que pasaron 14 años juntos en los dugouts, VM32 dirigiendo, tanto a Villa Clara como a Matanzas, y Figueroa siempre a cargo de la preparación del equipo. Pero en 2016 todo cambió, Figueroa ‘abandonó’ la selección matancera, según se dio a conocer en ese momento, y luego los Cocodrilos fueron eliminados en los playoffs por sexto año consecutivo sin poder alcanzar el ansiado título. La pelota rodó y rodó y ahora tenemos esto: Víctor Figueroa está dirigiendo a Matanzas, retando a los Industriales, que ahora juegan bajo el mando de Víctor Mesa. 

El primero de estos desafíos resultó una blanqueada para Matanzas por 7-0 sobre Industriales, la primera que ellos ganan con ese marcador desde que se enfrentan. Este es solo el inicio, aquí quedan muchas historias por ver.

Irandy Castro lanza el juego de su carrera. El zurdo pinareño de 33 años debutó en Series Nacionales el 9 de diciembre de 2003, haciendo un relevo de dos innings en un día lluvioso frente a Santiago de Cuba en el Capitán San Luis. Desde entonces, esta es su 14ta temporada, había lanzado 502.1 entradas con 52 aperturas antes de este miércoles, y contemplaba en sus numeritos personales un solo juego completo sin blanqueadas. Pero no tenemos como saber qué pasará en una noche de béisbol, solo vemos algunas estadísticas y las probabilidades del día a día. 

Castro es un zurdo que, aunque no tiene una recta poderosa (lanza entre 82 y 85 mph), sabe bordear las esquinas, tira pegado y la diferencia entre su cambio y la curva puede engañar a los bateadores ansiosos. Antes de este miércoles, él lanzaba para 6.10 ERA, su 2.13 WHIP era el peor del equipo después de Yohan Hernández (2.67) y admitía un .300 BA/Opp contra los 55 bateadores que había enfrentado en tres aperturas. Pero, cuando es la noche de un lanzador, ¡olvídate de las estadísticas!, todo le va a salir bien.

Yirsandy Rodríguez Twitter

Irandy lanzó el primer tercio de juego con 33 pitcheos, soportó solo dos sencillos –siempre abriendo inning— pero nadie le llegó a posición de anotar. En el quinto, Juan Carlos Torriente golpeó un doble con una recta alta en cuenta de 2-1, pero dominó a Frank Camilo Morejón en un rodado al campo corto (con el cuadro jugando por dentro) y al emergente Rudy Reyes en elevado al derecho después de 2-0. En el último tercio del juego, los azules conectaron un hit cada inning y lo más cerca que estuvieron de anotar fue cuando Edwin Caballero se lanzó hacia el home plate en un rodado de Yoasan Guillén. La defensiva de Matanzas fue perfecta, Juan Martínez lució astuto en el short stop y Ariel Martínez ha crecido muchísimo como cátcher. Irandy lanzó el juego de su vida, aunque ya el 17 de octubre de 2015 había vencido por 9-4 a Industriales y Frank Monthiet en el Latinoamericano.

Los azules jamás hicieron los ajustes, a pesar de contar con un line up donde varios de sus bateadores tenían un buen historial reciente contra lanzadores zurdos:

Bateadores/BA vs lanzadores zurdos en 2016

  • Yoasan Guillén .538
  • Yohandry Urgellés .300
  • Yordanis Samón .345
  • Jorge Luis Barcelán .238
  • Juan C. Torriente .364
  • Alexander Malleta .333
  • Frank C. Morejón .118
  • Javier Camero .360
  • Yolbert Sánchez .448

Matanzas está haciendo el juego alegre. Los Cocodrilos bateaban solo .286 BA antes de este miércoles, pero tenían el mejor indicador .361 wOBA y .412 OBP, encima de Las Tunas (.409) que promedia .315. También lideraban con 21 robos de bases en 30 intentos, y tasa de 15.1 BB%, en una liga de 10.1%, estadísticas que demuestran la consistencia de los matanceros en el home plate y produciendo carreras. Eso se puso a prueba rápidamente contra el derecho Frank Monthiet, cuando Demis Valdés –de quien se espera cualquier cosa menos un robo de base— salió para segunda con Yasiel Santoya en la cuenta de 0-2. Monthiet se viró a la inicial y entregó la bola a Alexander Malleta, pero este disparó mal a segunda y Valdés se coló hasta tercera. Acto seguido, en cuenta de 1-2, Santoya golpeó hacia el right field un deslizador, y remolcó la carrera que, al final, habría sido suficiente. 

Correr y batear es algo que este equipo de Víctor Figueroa está haciendo bien, sin tener que depender del batazo de jonrón, aunque el team es tercero produciendo carreras por esa vía, con 27. Con el juego 1-0, los Cocodrilos anotaron un rally de seis carreras en el noveno capítulo, donde pegaron cinco hits en el paseo de 11 bateadores por el plato. Pero lo más interesante que sucedió, fue cuando Dariel Polledo ejecutó un squeeze play suicida con Ariel Sánchez en tercera, y un clavado de Malleta no pudo evitar la anotación. Esa, indudablemente, fue una carrera bastante emocionante y loca, de las jugadas preferidas por VM32, quien esta vez tuvo que aceptar ser el perdedor en la jugada y el desafío. 

Con el último out, las cámaras mostraron a un VM32 algo frustrado, con una toalla en el hombro, cabizbajo hacia dentro del dugout. ¡Así es el béisbol! El ganador nunca se sabe… Solo se sabe que esta rivalidad apenas comienza.

Pitcheo del día: Jandy Mompeller lanza la bola de cristal. No debemos estar sorprendidos de lo que puede hacer un equipo cuando está inspirado como este Pinar del Río que dirige Pedro Luis Lazo. Solo así, con esa alegría y entrega es que podemos escuchar cosas increíbles. Jandy Mompeller fue encomendado para lanzarle a los campeones nacionales, quienes venían con sed de ganar luego de ser barridos por Industriales en la serie de fin de semana en el estadio Latinoamericano. ¿Qué esperábamos ver? Mompeller tenía 61 hits permitidos en 46 innings de su carrera, pero 0.00 ERA en tres relevos durante 2017. 

Así que, para sorpresa hasta del propio Mompeller, su salida de (calidad) seis episodios y un sencillo permitido ha sido una actuación para recordar el resto de su carrera. Lázaro Cedeño fue el único en golpear un indiscutible iniciando el segundo inning, y luego le tomó un boleto que colocó dos en base durante el cuarto round. Pero Mompeller ponchó a Carlos Benítez y Yoelkis Céspedes, quienes formaron parte de una cadena de ocho rivales retirados consecutivamente hasta completar sus 18 outs.

Cuando tienes a un colectivo donde cualquier pitcher puede lanzar con el corazón y ofrecer la salida de calidad, es genial.  Cuando cualquier bateador está listo para salir de emergente y todos piensan solo en dar lo mejor en cada turno al bate, aunque sea una vez por semana, tienes un equipo bueno. 

Reidel Álvarez fue el héroe de los Vegueros en el día de barrer a los Indios, con las dos empujadas de un 2-0 y, este miércoles, Lázaro Emilio Blanco e Irandy Hernández dieron los golpes del 2-0 en el octavo, mientras Juan Carlos Arencibia daba el 3-0 con un elevado de sacrificio en el noveno. Eso es lo que está haciendo Pinar del Río, un gran ¡team work!

Joven batalla por el cetro de bateo: Jefferson Delgado quiere perseguir los pasos de Osmany Urrutia, el último bateador en conquistar dos títulos de bateo consecutivos con al menos .400 BA. El antesalista matancero está promediando .438 BA, pero Juan Carlos Torriente (3-for-3 con 2B este miércoles) batea .448 y Rafael Viñales está en .444. 

Desde que Omar Linares se convirtió en el primer líder de bateo en Series Nacionales con promedio de .400 BA+ en 1985, 22 jugadores han sido campeones de bateo con esa cifra, y dos de esos registros le pertenecen a Alfredo Despaigne, el que más tiene después de Urrutia.

Periódico26 Twitter

¿Será real o solo una ilusión?: Las Tunas y Santiago de Cuba están labrando el camino a la segunda fase… Los Leñadores ganaron por 15-0 contra Isla de la Juventud este miércoles, ayudados por un rally de cinco anotaciones en el cuarto y seis en el noveno.  Yosvany Alarcón golpeó un jonrón de dos carreras, y en el octavo inning, Frank Muir lo sustituyó con un doblete de dos anotaciones que puso el choque 9-0 a punto del nocaut. Por su parte, Santiago de Cuba llegó a 11 éxitos con solo seis reveces, esta vez con el cuarto jonrón de Leonard Kindelán y el Walk-Off protagonizado por Yeri Martínez. 

Béisbol Facetas Twitter

Las Avispas están lanzando para solo 2.92 ERA y fildean .950 FA, así que una mejoría en la defensiva podría aliviar aún más a ese pitcheo.

Notas rápidas… Oh, ¡Holguín tiene una seria reacción! Los Cachorros ya juegan encima de .500, con récord de (10-9), luego de vencer por 3-1 a Ciego de Ávila. Aun cuando su pitcheo está en 4.45 ERA, la defensiva en .965, y al bate solo 10 HRs en 719 PAs, los holguineros están comenzando a entrar en la carrera por el Comodín, delante de Granma y detrás de Artemisa. …Los Gallos de Sancti Spíritus están intentando permanecer cerca de la disputa por los ocho primeros, y tienen balance de (9-10), después de noquear por 12-2 a Cienfuegos con un rally de diez carreras en el octavo inning. La alineación de los espirituanos está en el tercer puesto con .318 BABIP, y en el cuarto después de promediar .341 wOBA en 19 juegos. No cabe duda, ellos pueden batear, su problema grande es el pitcheo: 7.20 ERA, .320 BA/Opp... Frank Monthiet tenía 11 SO sin paseos, y su primer boleto le costó la derrota camino a su éxito 100...

Marlys Rodríguez Francisco Twitter

Pedro León tiene dos jonrones y tres extra bases en nueve PAs con Mayabeque, pero Edain Román le roba la titularidad con .373/.417/.433 en 73 PAs, pues ya Orlando Lavandera lidera el equipo en anotadas (14) e indiscutibles (27), y Denis Laza completa el trío de jardineros con 18 RBIs y un alto 1.069 OPS. …El pitcheo de Cienfuegos es desastroso, tiene marca de (5-14) y nueve de sus 15 lanzadores están permitiendo un .300BA+, incluyendo a los zurdos Leorisbel Sánchez y Frank San Martin, a quienes le han golpeado por encima de los .380 BA. Guantánamo es fatal, pero el intermedista Orlando Morales se puede mirar: .409/.422/.545, con un bate de contacto y cierta habilidad para tocar la pelota. 

Estamos entrando a la mitad de la campaña en la primera fase, y si tu equipo está mal, no pierdas la esperanza, aquí tiene un ejemplo de lo que es mantener la perspectiva: El derecho avileño Yander Guevara se lesionó del brazo, pero no perdió su enfoque en volver a iniciar juegos, hasta que este miércoles reapareció en siete buenos inning con un solo pecado: Admitió un jonrón de Geidy Soler, suficiente daño para perder el duelo contra Meracle Oris. 

¡Quédate hasta el final! El béisbol donde sea que se juegue es emocionante.

 

ver más